• Cristina Santiago

Hummus de garbanzos



Una de las maneras de las que más me gusta comer legumbres es en forma de humus ¡Está buenísimo y se pueden hacer 1000 versiones diferentes y deliciosas! Yo he variado ligeramente la receta para darle un toque distinto y otorgarle todos los beneficios de la cúrcuma. Ingredientes: 🔸300 gr de garbanzos 🔸2 dientes de ajo 🔸1 limón 🔸6 cucharadas de tahini 🔸Aceite de oliva 🔸Pimienta negra 🔸1/2 cucharita de cúrcuma 🔸Pimentón picante (o dulce) para decorar. Cocer los garbanzos previamente remojados durante una noche. Colar los garbanzos y triturar en la batidora, ir añadiendo el agua de cocción hasta obtener la textura deseada. Añadir el ajo picado, el zumo del limón y el resto de ingredientes hasta obtener una crema homogénea. Ya está listo.! Para acompañar podéis usar crudités o tostaditas. ¿Y qué nos aporta este delicioso plato? 
→ Aminoácidos esenciales, necesarios para la formación de los tejidos, síntesis de anticuerpos (defensas contra las infecciones) y la producción de energía. El garbanzo es, junto con la soja, la legumbre cuyas proteínas tienen un mayor valor biológico.


→ Provitamina A, que en el intestino se transforma en vitamina A. Esta vitamina es antioxidante, interviene en el proceso de la visión, en el desarrollo óseo y dentario y en el mantenimiento de la piel y del corazón en buen estado.


→ Vitamina B3, necesaria para la producción de energía, el crecimiento corporal y ayuda en la reducción del nivel de colesterol (cuando es de origen vegetal, como es el caso).


→ Vitamina B9, que interviene en la producción de hemoglobina sanguínea y evita malformaciones fetales.


→ Vitamina C. Es antioxidante, antitóxica, aumenta las defensas, la absorción de hierro vegetal y necesaria para la salud cardíaca.


→ Hierro, que evita la anemia ferropénica -la cual hace que nos sintamos fatigados- y la depresión.


→ Calcio, mineral clave para la salud ósea.


→ Magnesio, mineral que interviene en más de 300 reacciones enzimáticas, como la formación de huesos y dientes y está implicado en la producción de energía.


→ Cobre, oligoelementoque favorece la absorción de hierro vegetal.


→Fibra, que estimula el tránsito intestinal y es beneficiosa para la salud del corazón. Por todo ello, es aconsejable para la salud del corazón, en caso de anemia, estreñimiento, para deportistas, mujeres embarazadas y para la estabilidad del sistema nervioso. El garbanzo, como todas las legumbres, tiene un Índice Glucémico bajo, que junto a su elevado contenido en fibra, lo convierte en ideal para los diabéticos.

Si quieres aprender más sobre la adecuada alimentación de tu hijo/a o la tuya, tienes alguna patología que quieras mejorar o quieres equilibrar tu alimentación y que trabajemos juntas, te recomiedo que leas mi Plan de 90 días VEG & SANO detenidamente AQUÍ >>


0 vistas

© Copyright Cristina Santiago Nutricionista. All Rights Reserved. ®

  • Black Facebook Icon
  • Black Instagram Icon
  • Black Twitter Icon
  • Black YouTube Icon